El Juego de Pelota – Arquitectura y Deporte

Borbonicus_27

El Juego de pelota se llamaba tlaxtli o tlachtli que eran dos paredes, que había entre la una y la otra veinte o treinta pies, y serían de largo hasta cuarenta o cincuenta pies; estaban muy encaladas las paredes y el suelo, y tendrían de alto como estado y medio, y en medio del juego estaba una raya que hacía al propósito del juego; y en el medio de las paredes, en la mitad del trecho del juego, estaban dos piedras como muelas de molino agujereadas por medio, frontera la una de la otra y tenían sendos agujeros tan anchos que podía caber la pelota por cada uno de ellos. Y el que metía la pelota por allí ganaba el juego; no jugaban con las manos sino con las nalgas herían a la pelota; traían para jugar unos guantes en las manos, y una cincha de cuero en las nalgas, para herir la pelota.

Fray Bernandino de Sahagún
Historia general de las cosas de Nueva España
(Taladoire)

Es complejo hablar sobre la función, práctica y simbolismo del Juego de Pelota –tlaxtli en náhuatl-, las respuestas a las preguntas “¿por qué?”, “¿cómo? y “¿para qué?” son tan diversas como la huella tangible que se expresa a través de la escultura, escritura, pintura en códices, bajorrelieves y por supuesto en la arquitectura.

Actualmente en la región mesoamericana se han hallado más de 1,500 ‘canchas’ de Juego de Pelota, número que seguramente incrementará y que nos da un parámetro para concebir la importancia de éste deporte en el México antiguo, aun más al considerar que su ejecución –al igual que muchos deportes actuales- no está obligatoriamente ligada al objeto arquitectónico, por lo que ésta cifra no es más que la punta del iceberg de un deporte que ha dejado más testimonio físico que los deportes griegos y romanos, e incluso es más antiguo que los juegos olímpicos de Olimpia a los que se les ha dedicado más tiempo de estudio.

El Juego de Pelota es un legado cultural, religioso y arquitectónico valioso, conforma, junto con la pirámide y la plaza, un elemento casi imprescindible de los conjuntos arqueológicos dando una idea de la importancia de los sitios en los que se encuentra, por ejemplo, en el estado de Veracruz, tan sólo en el área explorada de la zona arqueológica El Tajín se han encontrado 17 canchas, esto le da un peso importante como Centro Ceremonial(1) (Jiménez Lara, 2003).

Origen

origenMesoamérica. Se desconoce el lugar y la fecha precisa donde se originó ésta práctica, sin embargo en 1995 en el sitio de Paso de la Amada, Chiapas se halló el Juego de Pelota hasta ahora más antiguo, cuya construcción está fechada entre 1400 y 1250 a. C.; una cancha muy sencilla de 80m de largo, entre dos plataformas laterales de sólo 35 cm de alto (Taladoire) pero que establece una antigüedad de más de 3 mil años para un juego que aún pervive en algunas variantes como el “pelota de hule y forro” en los pueblos indígenas mixtecos y zapotecos en Oaxaca; el “uahuakua” con los purépechas en Michoacán; “rarajípunami” con los rarámuris de chihuahua y entre mestizos en los estados de Guerrero, Sinaloa, Zacatecas y Aguascalientes (Spitalier)

Juego de Pelota en el sitio arqueológico de Monte Albán Oaxaca, Sánchez 2010

Juego de Pelota en el sitio arqueológico de Monte Albán
Oaxaca, Sánchez 2010

Cómo se jugaba

DSC_2801

Yugo: Escultura en piedra que se piensa es una representación simbólica de las protecciones originales que usaban los jugadores de pelota a modo de faja.

DSC_2805

Imágenes: Yugos de piedra hallados en el estado de Veracruz expuestos en el Museo de Antropología de Xalapa.

De la información que proporcionan los relatos de cronistas españoles, las estelas y los códices se puede saber que existieron numerosas formas de ejecutar el Juego de Pelota pero también que en todas ellas existieron constantes.

El juego consiste en la confrontación de dos equipos, integrados de uno o hasta siete jugadores, en una larga cancha que se divide en dos, lanzándose directamente o haciendo pases una pelota de hule no vulcanizado que pesaba regularmente unos tres kilos. Esta pelota no debe de ser tocada con la mano, el pie o la cabeza únicamente con el antebrazo, el hombro, la espalda o los glúteos, cada modalidad correspondía a variantes locales o de tiempo (Taladoire). Se cometía una falta cuando un jugador tocaba la pelota con una de las partes no permitidas del cuerpo, o cuando no lograba recogerla.

Se requerían seis jueces para el juego, el principal eral el Huey Tlatoani o gobernante de la ciudad, éstos llevaban la cuenta del puntaje (Ocampo Hurtado, 2012) el ganador vencía por puntaje o por colocar la pelota a través de los marcadores o anillos, denominados tlachtemalácatl.

Descripción Arquitectónica

fdfg

Aunque las canchas del Juego de Pelota -Tlachco en náhuatl- tienen variaciones en su forma existen elementos que los identifican como una unidad morfológica arquitectónica destinada a la actividad sacra y deportiva; están constituidas principalmente por dos estructuras paralelas e inclinadas que paramentan un espacio horizontal central longitudinal (Ocampo Hurtado, 2012), en algunos casos los extremos de las canchas están abiertos sin embargo las hay donde uno o dos extremos forman una plaza cerrada que remata con espacios transversales cercados por muros bajos y otros edificios dándole una forma de T (Taladoire).

Las estructuras laterales paralelas están compuestas por un talud de inclinación variada que culmina en la parte superior por una cornisa que alcanza unos metros de alto, mientras que en la parte inferior el talud cae al piso de la cancha o desemboca en una banqueta con reborde vertical fuertemente inclinado (Taladoire) ésta banqueta permitía el rebote de la pelota y el talud el regreso de ella al centro de la cancha. En su mayoría estos edificios paralelos son gemelos sin embargo en algunos uno de ellos no tenían talud y otros poseían graderías.

El juego más grande se encuentra en Chichén-Itzá, Yucatán y mide 150 metros de largo por 50 de ancho, la más pequeña es la número 25 en Cantona, Puebla, mide cinco metros de largo por tres de ancho (Spitalier); las canchas varían de tamaño drásticamente pero el estudio de la mayoría de ellas revela que sí poseen una proporción entre largo y ancho, lo que sugiere que la construcción de una cancha obedecía a reglas arquitectónicas y funcionales (Taladoire).

qwdawdqaef

Las superficies del tlachco estaban construidas en roca para ser recubiertas después con cal y pintadas con minerales de colores vivos; la cancha era dividida en dos, en el piso por una franja verde o negra y en las paredes laterales por los anillos (Ocampo Hurtado, 2012). Sin embargo no en todas las canchas poseían los anillos, por ejemplo en El Tajín no se encontraron y en su lugar hay esculturas sobre las cuatro esquinas y sobre los puntos centrales de las paredes de los edificios que delimitan la cancha lo que sugiere que hacían las veces de algún tipo de marcador (Ladrón de Guevara).

En algunos casos las construcciones para llevar a cabo las ceremonias de Juego de Pelota no se limitaron a la cancha, sino que se adaptaron construcciones aledañas para la preparación y descanso de los jugadores, tal como hoy en día se integran los espacios deportivos. Es el caso de la zona arqueológica de Xochicalco, Morelos donde se encuentra un espacio amplio y cubierto a modo de estancia de descanso, una estructura con las condiciones de funcionamiento de un pequeño estanque o piscina y un área abierta previa al sendero de aproximación al tlachco (Ocampo Hurtado, 2012).

seeciones

Secciones de Juegos de Pelota, en orden, Copán, Uxmal, Xochicalco, Monte Albán, Chichen Itza, Toluquilla


Mito Maya

mito pelota

Bajorrelieve que representa el mito del Juego de Pelota de los gemelos divinos, encontrado en una de las canchas de Chiché Itza

Los hermanos Hun Hunahpú y Vucub-Hunahpú fueron a jugar a la pelota en el camino hacia el inframundo o Xilbabá, los señores de ese lugar se enfadaron y los llamaron a comparecer frente a ellos, una vez ahí los sacrificaron, los despojaron de su equipo y uno de ellos fue decapitado, todo con la intención de que sólo ellos, los señores del Xilbabá, jugaran a la pelota. Los dioses ordenaron llevar la cabeza del jugador decapitado a un árbol sembrado en el camino al inframundo, el árbol se cubrió de frutos que no era otra cosa que la misma cabeza Hun Hunahpú.

Tiempo después una joven doncella intrigada por la historia decide ir a conocer el árbol y tomar uno de sus frutos, estando entre las ramas del árbol el cráneo descarnado de Hun Hunahpú le dice que si realmente desea los frutos del árbol acerque su mano derecha, y al hacerlo en ese instante la calavera lanzo un chisguete de saliva que fue a caer directamente en la palma de su mano, fue entonces que la joven volteó a verse pero la saliva ya no estaba más en su palma. La calavera: dijo “en mi saliva te he dado mi descendencia”. La doncella no sabía que de su vientre nacerían los gemelos divinos Hunahpú e Ixbalanqué, que jugando a la pelota vencerán posteriormente a los dioses del inframundo devolviendo el juego a los hombres. (TV, 2013)



Fuentes:
Gussinyer i Alfonso, J. (s.f.). Ciudades y Centros Ceremoniales: un intento de aproximación al urbanismo de mesoamerica. Recuperado el 16 de Octubre de 2014, de Nanzan University: http://www.nanzan-u.ac.jp/English/
Jiménez Lara, P. (Septiembre de 2003). Arquitectura y poder en El Tajín. Cuadernos de trabajo. Xalapa, Veracruz, México.
Ladrón de Guevara, S. (s.f.). El juego de pelota en El Tajín. Recuperado el 15 de Septiembre de 2014, de The mesoamerican ballgame: https://themesoamericanballgame.wikispaces.com/file/view/El+Juego+de+Pelota+en+El+Tajin.pdf
Ocampo Hurtado, J. G. (2012). El juego de pelota prehispánico y los juegos olímpicos. 9.
Spitalier, F. C. (s.f.). El juego de pelota en mesoamérica.
Taladoire, E. (s.f.). El juego de pelota mesoamericano. Origen y desarrollo. Recuperado el 15 de Septiembre de 2014, de The mesoamerican ballgame: http://themesoamericanballgame.wikispaces.com/file/view/El%20Juego%20de%20pelota.pdf
TV, I. (12 de Septiembre de 2013). El Mito del Juego de Pelota en el Popol Vuh. Cápsula. Obtenido de https://www.youtube.com/watch?v=v8GJBUPUtMQ

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s